Excelentes precios para la Lana de la Región Sur

Compartir

El viernes 14 de se llevó adelante una licitación conjunta entre las Cooperativas

Amulein Com, Cooperativa Agrícola Ganadera Calibui Ltda., Cooperativa Ganadera

Indígena Ltda., Cooperativa La Amistad, Cooperativa Peñi Mapuche y Cooperativa Ventana.

La venta fue coordinada desde la AER-INTA de Ingeniero Jacobacci, con el Ing. Agr. Andrés M. Gaetano y los técnicos del Programa Ganadero del Ente para el Desarrollo de la Región Sur, Ing. Agr. Miriam López, Téc. Agr. Jazmín Miguel y Méd. Vet. Heber Rosso.

Cabe destacar que estas cooperativas acaban de vender lana pertenecientes a más de 400 familias de la agricultura familiar de la Región Sur (más del 30% de los pequeños productores de dicha región), abarcando las zonas de influencia de las localidades de Valcheta, Ingeniero Jacobacci, Comallo, Río Chico y Ñorquinco.

Los resultados económicos de la licitación superaron ampliamente las expectativas

de los productores, vendiendo entre tres lotes conjuntos un total de 154.457 kilos netos de

lana sucia (màs del 90% bajo el protocolo Prolana o Prolana Pequeños Productores), con

una calidad promedio ponderada total de 19,66µm de finura y 59% de rinde al peine a un

valor general promedio de 7,633 u$s/kg (7,4% por encima del orientativo del SIPyM),

representando un volumen total comercial de u$s 1.178.965,7 ($43.857.524,56).

Se invitaron a 9 firmas laneras, presentando ofertas solamente 4, Fuhrmann, Lanera Ituzaingo,

Lempriere y Unilán, siendo esta última la ganadora de los tres lotes. Se confeccionaron los

contratos en dólares, con plazos de pago de 7 y 30 días, 50% del total en cada pago

respectivamente.

 

En conclusión, en esta licitación conjunta las seis cooperativas ganaderas, al vender

a un promedio de 284 $/kg, lograron un margen diferencial, respecto al valor de acopio zonal

promedio de $170, de 114 $/kg, una inyección total regional de $17.608.098. Distribuido en

400 familias, es un subsidio familiar promedio de $44.300. A su vez, esta operación

representa un ingreso a las arcas nacionales bajo concepto de impuestos de $10.114.000, y

si sumamos los dos conceptos la operación termina inyectando un total de $27.832.000

(si esta operación hubiese sido en el mercado informal, representaría un total

de $26.258.000).

Esto se logra con mucho esfuerzo de los productores, sosteniendo sus Cooperativas a lo largo del tiempo, reuniéndose y haciendo acuerdos de protocolo de presentación, comercialización y logística, acompañados por técnicos a terreno de diferentes instituciones.

A su vez, este proceso incluye la articulación, al menos en algunas

de las cooperativas participantes, con el Programa Prolana para Pequeños Productores, el

Cuál certifica la calidad del producto vendido, solventando gastos operativos y pre

financiando la esquila, y con el Laboratorio de Fibras de la E.E.A. – INTA Dr. Greenville

Morris de San Carlos de Bariloche, a través del cual se procesan las muestras de cada uno

de los lotes en tiempo récord para poder certificar la calidad de los mismos y venderlos a

precios competitivos.

Este ingreso familiar de los productores  queda en la Región, con lo cual no es menor, luego de una venta como la presente, contemplar el impacto en la economía familiar y regional.

Estas actividades respaldan y sostienen las bases de los procesos socio organizativos que se enmarcan en los procesos cooperativos y dentro también de muchas comunidades de pueblos originarios.

Se considera que hoy se ha dado un paso más en la construcción de una red de organizaciones, como se viene dando también desde la AER INTA de Bariloche en Comallo, con una proyección a futuro de seguir consolidando un espacio transparente de comercialización, capacitaciones estratégicas y compartir saberes y realidades, con el objetivo de fortalecer al sector de los pequeños productores en todo sentido.

A.E.R. – INTA – Ingeniero Jacobacci Gdor. Soria n° 43 [R8418BVG] | Ingeniero Jacobacci / Río Negro | Teléfono: +54 011-15-6797-9917 gaetano.andres@inta.gob.ar | www.inta.gob.ar

presentación, comercialización y logística, acompañados por técnicos a terreno de diferentes instituciones. A su vez, este proceso incluye la articulación, al menos en algunas de las cooperativas participantes, con el Programa Prolana para Pequeños Productores, el cuál certifica la calidad del producto vendido, solventando gastos operativos y pre financiando la esquila, y con el Laboratorio de Fibras de la E.E.A. – INTA Dr. Greenville Morris de San Carlos de Bariloche, a través del cual se procesan las muestras de cada uno de los lotes en tiempo récord para poder certificar la calidad de los mismos y venderlos a precios competitivos. Como ya es sabido, este ingreso familiar en la Región queda en la Región, con lo cual no es menor, luego de una venta como la presente, contemplar el impacto en la economía regional. Estas actividades respaldan y sostienen las bases de los procesos socio organizativos que se enmarcan en los procesos cooperativos y dentro también de muchas comunidades de pueblos originarios. Se considera que hoy se ha dado un paso más en la construcción de una red de organizaciones, como se viene dando también desde la AER INTA de Bariloche en Comallo, con una proyección a futuro de seguir consolidando un espacio transparente de comercialización, capacitaciones estratégicas y compartir saberes y realidades, con el objetivo final de fortalecer al sector de los pequeños productores en todo sentido.